¿Por qué la leche de vaca no es buena para los gatos?

Es muy normal imaginarse a un gatito bebiendo leche de un plato. Pero la realidad es bien distinta, ya que la leche de vaca no es buena para este pequeño animal.

Sólo hay una etapa de la vida de los gatos en la que necesitan de la ingesta de leche: durante la lactancia. Pero la leche que necesitan en ese momento es solo la de la madre. Después de esa etapa el gato puede crecer perfectamente bebiendo únicamente agua.

Un gatito alimentado sólo con leche de vaca sufrirá rápidamente un retraso en el crecimiento, además de alteraciones digestivas. A partir de las cuatro semanas de edad (cuando comienza la transición de la alimentación líquida a la alimentación sólida), la tasa de lactasas, las enzimas digestivas que degradan la lactosa, disminuye de forma natural en los gatitos.

Sigue leyendo

La hora del Baño

El momento del baño, a veces, se puede convertir en una pesadilla para nuestra mascota, sobre todo cuando ésta trata de evitar entrar en el agua a toda costa.

Mientras los gatos se alejan y muchos perros se esconden, algunas mascotas realmente parecen disfrutar de la hora del baño. Es importante convertir esta acción en una costumbre para ellos y hacer que se sientan cómodos. Es necesario saber cómo tranquilizar al perro durante el baño y cómo lograr que este sea divertido para que el animal supere su rechazo al agua.

Si bien no es aconsejable bañar a nuestro animal con demasiada frecuencia (ya que disminuye la grasa natural de su piel), sí que es conveniente realizarlo periódicamente. Un animal necesita tomar al menos un baño al mes, si vive en la ciudad, y uno cada dos semanas, en caso de canes con mayor contacto con el campo y el mundo rural.

Os damos algunos consejos para bañar a vuestro peludo:

Sigue leyendo